Casino Online Betway

Browse By

El Servicio de Rehabilitación del Hospital del Elche pone en marcha una Escuela de Lifendema

  • Rehabilitación. Escuela de Linfedema.La Escuela presta servicio a mujeres con una media de edad de 50 años intervenidas por tumores de mama con vaciamiento axilar y/o radioterapia.
  • Las sesiones se llevan a cabo una vez al mes según demanda y se imparte a grupos de unas 6 mujeres.
  • El linfedema es una acumulación de líquido en el miembro que puede producir pesadez o entumecimiento.

El Servicio de Rehabilitación del Hospital General Universitario de Elche ha puesto en marcha una Escuela de Linfedema, con el objetivo de prevenir y aprender a detectar linfedemas, destinada a mujeres intervenidas de tumores de mama con vaciamiento axilar y/o radioterapia
Las asistentes son mujeres que han sido sometidas a una cirugía de toda la mama o parte de ella y tienen una media de edad de 50 años, aunque hay desde los 40 hasta los 65 años. Las pacientes son remitidas a la Escuela de Linfedema desde Oncología, concretamente desde la Unidad de Mama, pero no es necesario que hayan sido intervenidas recientemente. De hecho, a la escuela asisten mujeres operadas hace 3 años.
Las profesionales encargadas de impartir las sesiones son, la Dra. Marta Alegre, Jefa de Servicio de Rehabilitación, que forma a las asistentes en qué es el linfedema, causas, tratamiento y líneas generales, Mª Luisa Calveras, fisiotarapeuta del mismo servicio y encargada del la Unidad de Drenaje Linfático, quien explica el tratamiento, las fases y hace hincapié en el autodrenaje y los ejercicios que las pacientes deben hacer, y Pilar Calderón, enfermera de Oncología del Hospital de Día y también fisioterapueta, que imparte formación sobre prevención y recomendaciones.
Las sesiones se llevan a cabo una vez al mes en función de la demanda. En lo que va de año se han impartido 6 sesiones a las que han asistido un total de 22 mujeres. Las profesionales encargadas de desarrollar esta iniciativa quieren destacar que las sesiones no sólo están destinadas a las pacientes sino que pueden asistir a ellas también familiares y profesionales si así lo desean.

Linfedema

La Dra. Alegre explica que “el sistema linfático es una amplia red de drenaje que ayuda a mantener los niveles de líquido corporal en equilibrio y defienden de las infecciones. La linfa es el líquido que contiene moléculas de proteínas, sales, glucosa, proteínas y células de defensa (linfocitos). Bien, pues el linfedema es acumulación de linfa en espacios intersticiales (tejido adiposo subcutáneo) por un defecto en funcionamiento del sistema linfático; lo que puede provocar entre otras cosas, sensación de pesadez y entumecimiento, tirantez dérmica o aumento de volumen, disconfort, alteración de la sensibilidad, dolor, limitación funcional etc”Rehabilitación. Escuela de Linfedema.

Aunque que existen otras causas, una de las causas del linfedema es la mastectomía. El linfedema aparece hasta en un 10% de los casos, si se les ha realizado linfadenectomía, que es un procedimiento quirúrgico en el que se extraen los ganglios linfáticos y se examinan para determinar si contienen cáncer. Si además las pacientes han recibido tratamiento radioterápico, el riesgo se incrementa hasta el 25 %.

Prevención y tratamiento

Mª Luisa Calveras, explica que “desde el punto de vista de la fisioterapia, se intenta aunque no siempre se consigue, restaurar el volumen y mantener la función y aspecto de la extremidad afectada, en el caso de que ya exista el linfedema, pero también se puede trabajar para prevenirlo. Una vez aparecido el linfedema hay fases de tratamiento que incluyen el autocuidado, la realización de ejercicios, la presopterapia, el vendaje compresivo etc. Y otra fase de mantenimiento que incluye otro tipo de ejercicios, el autodrenaje y el autovendaje.
En el caso de la prevención, tal y como explica Pilar Calderón “es fundamental cuidar el brazo para favorecer la circulación de la linfa e impedir su obstrucción, la movilización temprana del brazo (todo ello siempre llevado a cabo por personal especializado), además de evitar calor y frío excesivo, heridas pinchazos, quemaduras e infecciones, compresiones y sobrepesos. No es recomendable tomar la presión arterial, extraer sangre, o inyectar medicamentos en el brazo afectado. Hay que disminuir el consumo de alcohol, tabaco y café etc”.
Por último, la profesional mantiene que “la dieta también es importante por lo que hay que mantener un peso adecuado y evitar el sobrepeso. Así como tener una alimentación preferiblemente pobre en grasas animales, rica en verduras y fibra, limitar la ingesta de sal, café y alcohol, y beber agua en cantidades normales.

Es importante destacar que el linfedema no tiene cura, es una patología crónica, pero sí tiene tratamiento. Hay que estar vigilante para su detección precoz y seguir las medidas de prevención y autocuidados básicas.


There is no ads to display, Please add some

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *